“Dios {Si} existe”: Exguitarrista de Juan Luis Guerra, Pablo Cavallo, superó las adicciones gracias a la música, a la fe y a su talento

Santo Domingo.- La historia de redención del cantante Pablo Cavallo es conocida; él tuvo que perderse completamente para poder encontrar su esencia. El artista, quien habló para Hispanos Del Mundo tras su participación en Dominicana’s Got Talent, donde obtuvo su pase a la siguiente ronda, gracias a una gran interpretación de su tema “Entre perlas y sirenas”, una composición que según él marcó un momento especial en su vida.

Narró que logró superar las adicciones y tristezas a través de la fe, la música y el amor propio. “Mi casa fue un poquito disfuncional, el refugio que encontré fue la música. Me hice artista en la carrera, en la calle. Viviendo el día a día, pasando lucha y hambre. Yo viví en techos, en bombas de gasolina, cantando por comida, tocando por comida. Hasta que yo no me perdí, bien perdido, yo no pude encontrar quién yo soy. Yo una vez intenté dejar la música, pero la música no me dejó a mí”, confesó el artista.


El músico rockero contó como pasó de ser un niño mimado y feliz a caer en una profunda crisis que lo hizo perder en adicciones. Situaciones que pudo superar a través de la fe y la música. Tras un momento complicado a nivel personal, que involucraba la separación de sus abuelos, a quienes consideraba sus padres, su vida dio un giro. “Comencé a vivir con mi madre, y a quien pasé de ver como una hermana a verla como mi progenitora. Eso hizo que me encerrara y tener problemas incluso en el colegio y de relación en general”, confesó en una entrevista.

“Ahí tuve un poco de fama y pude llenar con la música el vacío que había dejado lo familiar, pero cuando le confesé a mi abuela que quería ser metal, mi abuela me dijo que no y que si lo hacía que me fuera de la casa. Ahí tuve la oportunidad de salir de ese espacio. Sin embargo, fue una puerta de entrada a muchas cosas que no pude discernir por lo joven que era”, admitió.

“En ese momento quería ser rock star. Dejé todo, la casa y los estudios, dormía en un parqueo en una gasolinera, de una bomba, hasta que un amigo me permitió vivir con él. No fue fácil, pero el factor que me tenía con esa rebeldía fue la droga. Toso por el dolor que sentía, y la única cura que veía la encontré en la droga, algo que me estaba matando”, admitió.

¿Cómo salió de ese abismo?
“Yo estuve cerca de la muerte muchas veces. Estaba atrapado. Le tenía odio a Dios. A los 20 años mi novia salió embarazada, la relación concluyó porque tenía un vacío espiritual muy grande, que llenaba con todo lo que podía, pero perdí el control y eso hizo que la que era mi esposa no pudiera aguantar mi estilo de vida”, señaló. “Yo no abrí los ojos. Dios lo hizo por mí, después de muchas recaídas aceptó a Dios a su corazón y le entregó su vida. “Ese día sentí como Dios obró en mi vida; desde ese momento no he vuelto a consumir nada”, declaró.Tras vivir esa situación, pudo retomar su carrera, su familia y sus ganas de salir adelante.


Pablo es cantante, compositor y escritor de música dominicana que decidió participar en el concurso porque quería volver a conectar con el público más joven, que no disfrutaba del rock. “Quiero llegarle a más personas y llevar el mensaje de mi música y mi arte”, argumentó. Inició su carrera musical a los 16 años formando parte de varias bandas de rock en el escenario nacional dominicano, entre ellas “La Siembra”. Junto al grupo escribe la canción “Suele pasar” que es un clásico del rock dominicano.

En el año 2010 Pablo Cavallo inició su proyecto como solista lanzando el álbum “El principio de un largo camino”. Se destacan sencillos como “Noche de luna”, “Asesinos”, “Perdido otra vez”, “Sigo soñando” y “Perdona te olvidé”, los cuales llegaron a ocupar los lugares top en los ranking de música dominicana. El disco cuenta con la participación de grandes músicos de la escena local, como Guy Frómeta en la batería, David Vázquez en el bajo y con la producción musical de Luis Payán, guitarrista de Juan Luis Guerra y Marte O Venus.

En 2011 fue nominado a los premios Casandra (actualmente Premios Soberano) como el mejor grupo pop o de rock. El éxito de su primera producción “El principio de un largo camino” llevó a Pablo Cavallo a tocar en los grandes escenarios de la República Dominicana y el extranjero. En el 2012 realizó una gira de bares en Madrid y Zaragoza (España) y en París (Francia). Tras su primera producción en 2015 Pablo Cavallo lanzó un álbum completamente diferente. “Dios existe” es un tributo a la creencias más profundas del músico. Después de una pausa de tres años en su carrera musical Cavallo anunció su regreso con el nuevo sencillo “Toda la noche” el 24 de septiembre de 2018.
Publicado: martes, 15 de octubre de 2019, a las 6:26 p.m. (ET)