Hallan en el Río del Este {East River}, New York, restos del estudiante dominicano desaparecido luego de que no le fuera bien en una materia

New York.- El estudiante dominicano John Carlos Méndez García, de 21 años de edad y quien era un alumno de excelencia en la Universidad Estatal de Albany (Nueva York), fue hallado muerto el viernes en el río del Este (East River) en Brooklyn. La familia cree que el joven estaba afligido porque no le había ido bien una materia. El joven se iba a graduar el 12 de mayo en la licenciatura en Física de la referida universidad.

Desapareció desde el 7 de mayo, sin dejar rastros, cuando fue visto por última vez en la avenida Myrtle en Albany, desde donde al parecer, viajó a Nueva York. La policía dijo que está a la espera de la autopsia oficial en la Oficina del Médico Forense de la ciudad, aunque el cadáver no presenta signos de violencia ni contusiones, por lo que se presume el suicidio. Los investigadores, dijeron que la franja del río en la que fue avistado el cadáver flotando, está entre las calles Adams y John, en Brooklyn. Explicaron que la desaparición se produjo exactamente a la 1:00 de la tarde del martes 7 de mayo.

Fue encontrado en medio de una intensa búsqueda de la Policía Estatal de Nueva York, la agencia de seguridad pública y policías del Departamento de Policía (NYPD). La madre, Glorisa Méndez y una tía, Tairi Pérez, se desplazaron a Albany en busca de ayuda para encontrar a su hijo, desaparición que se difundió en medios de comunicación, redes sociales y páginas de las autoridades. Miguel García, padre del estudiante, dijo entre sollozos en su apartamento en el Alto Manhattan, que su hijo era una eminencia, que se iba a graduar con honores, negándose a aceptar el suicidio y pidiendo una investigación con todos los detalles de la muerte.

El reporte de la desaparición fue fechado el 9 de mayo de 2019, con el número 19-42007 AB, según el sitio oficial de seguridad pública en Albany. La universidad también se unió a la búsqueda. Los padres y familiares, lo describen como un estudiante brillante, amoroso y educado, que se ganó la admiración de profesores y todos los que lo conocían. Era hijo único y la madre confirmó que comenzó a sentir mal o deprimido después que no pasó la materia. El celular del estudiante fue rastreado en Manhattan, días antes de encontrarlo muerto y luego la señal se apagó.
Publicado: lunes, 27 de mayo de 2019, a las 10:31 a.m. (ET)