El “trujillismo”, “la hipocresía”, “el personalismo” y “lo antidemocrático”, se apodera del 95 por ciento de los políticos de la Provincia Valverde

Por Francisco Peralta...-

Mao.-El 95 por ciento de los políticos de la provincia Valverde tienen una mentalidad más “trujillista” que Trujillo, y se venden como los grandes democrátas de España, Londres o los Estados Unidos de América, y no se dan cuentan que cuando hablan al pueblo un espejo le refleja “dos caras”, la de hipócrita y la de persona benevolente.

En el sentido particular se creen “personalista” y son los únicos dueños de la verdad absoluta, y no permiten crítica de sus correligionarios, ni de contrarios, pero mucho menos de la prensa.

Cuídense en el Partido Revolucionario Moderno {PRM}  de hablar en contra de un candidato de los partidarios de Hipólito Mejía o de Luis Abinader, porque de lo contrario sufren consecuencias de aislamiento hasta para una rueda de prensa.

Los políticos del Partido de la Liberación Dominicana {PLD}, especialmente lo que están en la “papa” del gobierno, no permiten crítica a Danilo Medina, y si lo ven al lado de los seguidores de Leonel Fernández, entonces hay que cerrarle las puertas. Lo mismo sucede en el PRM no existen diferencias algunas, ya que por delante es una cosa y por detrás es otra.

La falta de liderazgo sólido en el PRM y el PLD, en la provincia Valverde, le está haciendo un daño a la política de manera irreparable. En el PLD, usted tiene un Senador Manuel Güíchardo del sector de Leonel Fernández, que luce “apagado y cansado” y olvidado del pueblo. Y una diputada del lado de Danilo Medina, como la doctora Ángela Pozo, que sus partidarios cuando le hablan de Manuel, es como ver “al diablo”, olvidándose que mañana se van a necesitar.

En el PRM, se puede notar que el recién llegado del Partido Reformista, Ingeniero Zenón Felipe, no cree en las bases de su partido, y solamente con un saludo desde lo interior de su vehículo piensa que hace política.

Eddy Nolasco, si bien es cierto que ha adquirido cierta popularidad dentro de los dos sectores del PRM en la provincia, menos cierto es que pasa su mayor tiempo en la capital y su pueblo de La Caya, sin darse cuenta que puede cometer el error del pasado.

Los comunistas de la fuerza de la Revolución y el Partido Comunista del Trabajo, lucen cansado, no organizan ni una “longaniza” y su pasatiempo es en los pasillos escolares, como si la revolución es un sueño. Mientras que el “grupito” del Movimiento Popular Dominicano {MPD}, con el Falpo a la cabeza pierden el tiempo luchando por problema único del PLD, y con invasiones campesinas que salen del mismo partido de gobierno, especialmente del IAD, en Mao.

Esto hace que estén perdiendo credibilidad en su lucha, pero ellos el MPD, se consideran los dueños absoluto de la verdad y cuidado el que diga lo contrario. Así andan los políticos de la provincia Valverde, muy particularmente lo de la oposición, ya que quieren llegar al poder pero no saben por “donde coger” el camino de llegar al Palacio Nacional.

Publicado: domingo, 11 de febrero de 2018, a las 9:51 a.m. (ET)