El "cóctel de la muerte" aumenta lesiones cerebrales, ligado con sustancias como alcohol, estimulantes sexuales, bebidas energizantes, cocaína y tabaco

Santo Domingo.- Las lesiones cerebrales, fruto de combinaciones de sustancias como alcohol, estimulantes sexuales, bebidas energizantes, cocaína y tabaco, también han ido en aumento entre la población joven del país. De su impacto están siendo testigos los neurólogos y los neurocirujanos que laboran en servicios especializados de clínicas y hospitales, quienes ven con preocupación esta realidad, que no solamente afecta la salud cardio y cerebro vascular sino también la emocional de los usuarios.

Para el neurocirujano Pedro Pablo Díaz, con más de 30 años de ejercicio y quien dirige ese servicio en el hospital General de la Plaza de la Salud (HGPS), la presencia de lesiones cerebrales, entre ellos Accidente Cerebro Vascular (ACV) y hematomas cerebrales, que dejan secuelas irreversibles, ha ido creciendo en el país entre pacientes que tienen en común el consumo combinado de ese tipo de sustancias. Explica que son sustancias que actúan sobre el corazón, pero que al ser vasoactivas, actúan sobre los vasos sanguíneos y sobre todo los vasos cerebrales, por lo que no es raro encontrar en su práctica diaria algún joven consumidor de cocaína que llega con un ACV.

El especialista explica que la droga causa constricción de los vasos que al cerrarse impiden el paso sanguíneo provocando un infarto cerebral o derrame cerebral que es para siempre, dejando trastorno de la memoria, de habla, de movilidad y visión doble, entre otras lesiones que le impiden insertarse normalmente la vida productiva. Dijo que también hacen hematomas cerebrales porque les sube la presión y rompe vasos. “En el mundo de la neurocirugía el cerebro es altamente afectado también por el consumo de estas sustancias, sin contar el grado de desarrollo cognitivo que puede venir por su consumo progresivo”, señaló.
Publicado: lunes, 24 de julio de 2017, a las 8:35 a.m. (ET)